La conectividad durante una pandemia es un negocio esencial
Jeff Hastings, DIRECTOR GENERAL

La pandemia ha puesto de manifiesto la importancia de la conectividad en nuestras vidas. Hemos tenido que adaptar cómo aprenden nuestros hijos, cómo socializamos con amigos y familiares y cómo trabajamos. La tecnología ha desempeñado y sigue desempeñando un papel fundamental a la hora de unir a las personas cuando estamos físicamente distantes.

Este cambio de paradigma es especialmente cierto en el ámbito audiovisual. La señalización digital, en particular, ha desempeñado un papel importante a la hora de educarnos e informarnos a todos durante la pandemia. Ya sea en escuelas, lugares de trabajo esenciales, tiendas de comestibles o espacios públicos, la señalización digital es un medio importante para mantenernos seguros e informados a medida que avanzamos.

A veces damos por sentada la infraestructura que hace todo esto posible. El año pasado se puso de manifiesto la importancia de la conectividad en la nube para el mantenimiento seguro de las redes audiovisuales. Pero, ¿qué ocurre en lugares en los que una conexión a Internet por cable o WiFi no es factible o fiable?

Las redes que carecen de conectividad fiable a Internet son algunas de las más difíciles de mantener, por lo que debemos seguir encontrando nuevas formas de llevar la conectividad en nube a estas redes de difícil acceso. La conectividad móvil (celular) ha sido tradicionalmente demasiado cara para servir como conexión de red principal (o incluso de reserva). Pero estamos empezando a ver un movimiento por parte de las operadoras para abaratar el coste de la conexión de dispositivos tipo IoT, incluida la señalización digital.

La actualización de contenidos y la resolución de problemas in situ son prácticas costosas e ineficaces que no tienen cabida en las redes audiovisuales modernas de hoy en día, y esperamos que en el futuro sea mucho más fácil y rentable conectar todos los dispositivos de señalización digital.